LA CARA B DE LOS SEGUROS SANITARIOS PRIVADOS, PARTE II

Por |2015-02-05T12:17:50+01:00febrero 5th, 2015|MATERNIDAD|28 Comentarios

Ante todo dar las gracias por todas las opiniones y comentarios, tanto en el post de ayer, como en MI PÁGINA DE FACEBOOK, las agradezco mucho, de verdad, y me encanta leer los casos de cada una 😀 por si alguien no sabe de que hablo, os dejo AQUÍ MI POST DE AYER, la primera parte de esta historia.

Aclarar, que este FUE NUESTRO CASO, y que yo cuento MIS EXPERIENCIAS tal cual nos sucedieron A NOSOTROS, como todo en esta vida, cada casa/persona es un mundo, hay quien está encantad@ de la vida con su seguro, y hay quien está en juicios por estafas/engaños, como ya os he dicho, aquí os cuento nuestra MALÍSIMA EXPERIENCIA, no pretendo juzgar a los seguros en general, expreso lo ocurrido, por si puedo ayudar a alguien que esté, o vaya a estar en la misma situación que nosotros, que no le pase lo mismo, y esté al lorito con el tema.

Dicho y aclarado esto, vamos con la segunda parte…

Aunque el que estuvo totalmente involucrado en la gestión de llamadas, papeleos, llamadas, faxes, llamadas, viajecitos a la sede central del seguro, llamadas, etc ¿he dicho llamadas?, en todo este asunto fue PAPArracho, cabeza pensante de los dos, mente fría, con salida y respuesta para ABSOLUTAMENTE TODO en esta vida, y con argumentos sólidos además, y para que engañarnos, con mucha más capacidad que yo para solucionar todo este tipo de problemas sin perder los nervios, (como lo admiro en este aspecto), pero el motivo principal, era que yo tenía en casa un bebé de menos de una semana de vida, enganchada todo el día al pecho, y que como dije ayer, estaba TAN SUMAMENTE FELIZ, que no quería que me amargara MI MOMENTO una compañía de seguros de mier**, ACABABA DE SER MADRE ¡que coño!, me tocaba disfrutar.

El padre de la criatura me tenía al tanto de todo, y aunque yo estaba un poco ‘más apartada’ del tema, cada paso que daba y movimiento que hacía PAPArracho, yo estaba al corriente, lógicamente, pero el seguro era mío, lo cual implicaba que para firmas de papeles, y a la hora de hablar con el titular, tenía que ‘dar la cara’ yo, bien, sin problema.

Nos leímos POR SEGUNDA VEZ, digo segunda vez, por que antes de que yo firmara el contrato con el seguro, me leí de la página 1 hasta la 75 que comprende la póliza, todos los puntos y apartados habidos y por haber, por si hay alguna duda, yo no soy de las que firman por firmar, no, me gusta leer lo que firmo y siento que tengo la necesidad de hacerlo, pero lógicamente, una NO ES PERFECTA, y siempre hay cosas que se escapan…

(Yo)-Mira, en el punto 1.2.1 / 8 apartado 9, está más que claro que es nuestro caso, el seguro cubre todos los gastos del bebé las 4 semanas después del parto.
(PAPArracho)-Ya, pero mira el punto 1.6.3 / 34 párrafo 8.9.0.45 – 04, dice que tiene que estar asegurado en las 24h siguientes después del parto, y Batusi no lo estaba.
(Yo)-Si, pero mira también lo que dice el punto 2.4.2 / 2 – 66 punto 8.9 apartado 77,- 345, que las 24h siguientes al parto el seguro se hace cargo de todos los gastos del neonato (lo cual nos cobraron en la factura).
(PAPArracho)-Ya ya, pero mira el punto 2.7.4…

(Entiéndase como ironía todo lo de los apartados, es que es de traca…)

Y así horas y horas, de un punto se derivaba a otro, de otro a otro y a otro… Sin sacar nada en claro, por que todos sabemos como les mola a los seguros enrevesar las pólizas, donde te dan la razón en un punto, en el punto siguiente te la quitan, y así sucesivamente.

Hasta que llegamos a un punto que parecía no tenía salida y el cual NOS DABA TOTALMENTE LA RAZÓN, podíamos asegurar a Batusi, y el seguro correría a cargo de todo, POR QUE NACIÓ PREMATURA, ¿prematura?, ¿pero si a partir de la semana 37 los médicos consideran que el embarazo ya ha llegado a término?, si señoras, pero BATUSI NACIÓ EN LA 36+6, ¡¡UN DÍA!!, por un día podíamos decir que era prematura, ¡¡Uf… que alivio!!

Llamamos por teléfono, por que en la sede central de aquí de Valencia era como hablar con una pared, la chica que había en la recepción NO TENÍA NI IDEA DE NADA, y nos repetía en bucle como grabado a fuego en sus escasas neuronas, que ‘está todo en la póliza’,‘ ya ya, pero está todo en la póliza’, ‘si si yo le entiendo, pero está todo en la póliza’, o nos remitía una y otra vez a las oficinas centrales en Madrid, todo que teníamos que luchar lo tendríamos que hacer mediante llamaditas telefónicas vamos, y así hicimos, lo gestionamos todo por teléfono, que como era un tema delicado, con cada persona que hablábamos le pedíamos el nombre, para que fuera esa persona la que lo gestionara todo, y no tener que estar contando la historia cada vez a una persona, y así fue, una única persona nos lo llevó todo, muy maja he de decir.

(Al otro lado del teléfono)-Si, si, tenéis razón, al ser prematura los cargos adicionales, corren a cargo del seguro, está en el punto 1.9.4.98998898347582376598726… 
(Yo)-Mira nosotros sólo queremos asegurar a la peque, no es que queramos que nos paguéis la factura y ya está, que también, quiero incluirla en mi seguro, o hacerle uno independiente a ella.
(Al otro lado del teléfono)-Muy bien, pásame todos los datos de la nueva asegurada, que voy a proceder a gestionar todas las alegaciones pertinentes, y en os llamo a lo largo de la mañana…

Pobres ilusos… Nos llamó si, pero para decirnos lo siguiente…

(Al otro lado del teléfono)-Perdonar, pero hemos estado revisando vuestra póliza, y NO ES POSIBLE ASEGURAR A VUESTRA HIJA, así que como no va a ser nuestra asegurada, no correremos con los gastos.
(Yo)-¿Qué no podéis asegurarla por qué? (que un seguro que su único fin, es sacarle la vida, te diga QUE NO PUEDE ASEGURAR A TU HIJA, era cuanto menos raro de cojo**)
(Al otro lado del teléfono)-Por que Núria García con DNI…. a día de hoy, NO LLEVA UN AÑO CON NOSOTROS, por lo tanto, como tenéis en el artículo 1.98………. cito textualmente ‘Los recién nacidos podrán ser incluidos en la póliza con todos sus derechos, cuando el alta de la madre biológica en dicha póliza haya tomado efecto con al menos, 365 días de antelación al parto’ (copiado literalmente de la póliza), a la niña le cubre un mes después de dar a luz TODOS LOS CUIDADOS que se hagan en la clínica, si usted hubiera estado un año con nosotros, todos esos gastos que han tenido que pagar, hubieran corrido de nuestra parte, pero no es el caso…
(Yo)-Bueno, no llevo un año ahora (faltaba un mes para hacer el año), pero tengo un contrato con ustedes en los que SI QUE VOY A ESTAR UN AÑO SI O SI, y les estoy diciendo que ADEMÁS DE MI PÓLIZA VAMOS A INCLUIR A NUESTRA HIJA, van a ganar una asegurada más.
(Al otro lado del teléfono)-Ya… Si yo le entiendo… Pero ahora mismo día X de Agosto de 2013 no cumple los requisitos… Lo siento… Pero así es… 

TIERRA TRÁGAME, habíamos quemado nuestro último cartucho, YA NO PODÍAMOS HACER NADA, fue una situación surrealista, vale, de acuerdo que a día de hoy no hace un año, pero por contrato ¡IBA A ESTAR CON VOSOTROS UN AÑO!, ¡Y MÁS SI ME HUBIERAIS GESTIONADO ESTO DE DIFERENTE FORMA!, y con una nueva póliza además, la de mi hija, esa a la que un seguro NO PODÍA ASEGURAR, lo que yo os diga, surrealista…

Conclusión de todo esto, hicimos las reclamaciones pertinentes, y lo único que sacamos, como medida excepcional y a modo de ‘disculpas’ fueron 3 meses de seguro gratuito, y si asegurábamos a Batusi, que lógicamente NO HICIMOS, nos ofrecían para ella una póliza con una infinidad de beneficios, ventajas y excepciones, que de normal no se tienen, aún así nos negamos, y a día de hoy ya no estoy con dicho seguro.

¿Qué fueron a pillarnos?, ¿qué legalmente tenían razón?, ¿qué se lavaron las manos?, ¿qué si hubieran querido podían haber corrido con los gastos, por que a fin de cuentas iba a estar un año con ellos?, pues si, o pues no, desde luego que nosotros nos sentimos ABANDONADOS por ellos, y no es que no leyéramos la letra pequeña, es que se dieron una cantidad de casualidades, que se y circunstancias enrevesadas, en las que lamentablemente nosotros éramos los que salíamos mal parados…

No puedo cerrar el post sin hacer una mención especial a la pediatra de la clínica, que trató a Batusi desde el minuto 1, estaba al tanto de toda la situación con el seguro, se comprometió a tratar a Batusi de forma privada sin ningún coste, de manera gratuita, le pareció, al igual que a nosotros, que la aseguradora no había actuado bien, y textualmente nos dijo ‘menudos cabro*** que se lavan las manos a la mínima de nada, no sabéis la de casos que hemos tenido parecidos al vuestro…’, y consideró que Batusi no tenía que ‘pagar los platos rotos’, así que tanto la prueba del talón, como otras pruebas a posteriori, las hizo dicha pediatra DE MANERA GRATUITA, esto señoras, es una profesional como la copa de un pino. 

¿Te ha gustado el artículo?
[Votos: 0 Promedio: 0]

¿Te ha gustado el post?, ¡COMPÁRTELO! ;)

Sobre la autora:

¡Hola!, detrás de las teclas Núria Valls @mamirrachadas para l@s amig@s, bienvenid@ a mi blog. Valenciana disfrutona apasionada de la fotografía, la moda, los viajes, la gastronomía y de hacer planes al aire libre con mi familia. Titulada en decoración de interiores, mujer, mamá de dos pequeños Vikingos y ¡blogger!. ¡Encantada de tenerte por aquí!.

28 Comentarios

  1. Patricia 18 de marzo de 2015 en 12:25 - Responder

    Siento lo que te ocurrió, pero yo opino que son cosas que ocurren por intentar encontrar duros a cuatro pesetas. Las aseguradoras saben que algunas mujeres hacen los seguros privados para aprovecharlos en el embarazo y luego darse de baja, aunque no fuera esta tu intención, en muchos casos ocurre así. Por lo que utilizan cláusulas y técnicas para evitar ciertos desfalcos. En la mayoría de los casos, por desconocimiento, se saca el seguro a nombre de la futura mamá y no se piensa en el pequeño como persona independiente una vez que nace. Una cosa es un seguro que cubra el embarazo y otra cosa es que cubra un servicio pediátrico posterior. Cierto que en tu caso estaba cogido con pinzas, y que por unos días podían haber hecho la vista gorda. Pero siempre exigimos esa manga ancha por parte de la aseguradora y no estamos dispuestos a ceder un centímetro como asegurados.

  2. Paula Pla 5 de febrero de 2015 en 21:22 - Responder

    flipando estoy… Me gustaría saber la compañía aseguradora, estamos mirando para cambiarnos de la que tenemos ahora, más que nada es para no mirar esta, o al menos saber de que pie cojea
    Siento que terminara así ja historia 🙁

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 08:49 - Responder

      Hola Paula!
      Mándame un mail a mamirrachadas@gmail.com y te digo la compañía aseguradora, para que al menos la tengas en cuenta…
      Saludos y gracias por comentar

  3. Sandra_Uky 5 de febrero de 2015 en 19:32 - Responder

    Increíble todo loquera os pasó. Y me quedo con bueno. Y es con la pediatra!

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 08:50 - Responder

      Totalmente, yo también me quedo con lo bueno, es que Batusi tuvo la suerte de que le tocara esa pediatra, por que lo del tema de la compañía fue de traca…
      Saludos

  4. Mamá Puñetera 5 de febrero de 2015 en 19:16 - Responder

    Es que esto de los seguros, como no deja de ser un negocio, tiene mil triquiñuelas. Y aunque te lo leas, de pe a pa, puede que no caigas en la cantidad de cosas y situaciones que pueden pasar. Es muy chungo lo que os pasó, sin duda se portaron fatal! Pero como tu dices, fue un cúmulo de circunstancias, nadie piensa que le vaya a pasar eso.
    Yo dí a luz por lo público y no me puedo quejar. A Valkiria si la tenemos asegurada y de momento bien.
    Un beso guapa!

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 08:51 - Responder

      Son unos liantes, te van buscando la tuerca, y donde aquí te doy la razón en el punto siguiente te la quito..
      Un beso guapa!

  5. mamirecientecuenta 5 de febrero de 2015 en 16:50 - Responder

    Es increíble!!!! se las inventan todas! Yo estoy asegurada, pero como no me fiaba de las carencias y los problemas en general, cogimos el seguro un año y medio antes de empezar a buscar a la peque.
    La verdad es que no me puedo quejar. Nunca me han negado nada. Aunque ahora, cuando mis padres han querido hacerse también del seguro, les han dicho que a mi padre no le entra nada del riñón. Tenga lo que tenga ahí, correrá de su cuenta y todo porque mi padre fue sincero y cuando le preguntaron le dijeron si tenía algo y él dijo que le habían encontrado una piedra en el riñón. Así que al final me dijeron que no se harían el mismo seguro que yo, y le dije a mi padre, si ellos siempre mienten, no te sientas mal, cuando te pregunten si estás bien de salud, dices que sí y cuando te pregunten si has tenido algo les dices que no. Simple y llanamente. Mis padres iban a cumplir carencias, además lo de él no es nada. Pero así lo hicieron, porque sabían que podrían perder dinero con él.
    Yo en mi embarazo estuve cubierta y nunca tuve ningún problema, como ya te dije me ayudaron en todo y mi ginecólogo estupendo. Lo que no me gustó fue la matrona del hospital. Fatal, fatal, fatal. Pero que se le va a hacer.
    Y ahora estamos todos asegurados y sin problemas y llevamos a la peque a la pediatra, pues no tiene carencias, gracias a nosotros.
    Saludos.
    Ah! por cierto, lo de la pediatra de Batusi es una persona que se merece un gran premio, porque no todos harían lo mismo, creo que uno de cada 1000 lo hace.

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 08:53 - Responder

      Yo de la gine, la matrona, y del hospital en general no tengo más que palabras buenas, además de que elegimos ese hospital por que había un médico íntimo de la familia, que aunque no era su gremio, iba a estar presente en el parto, sabía que iba a estar bien mimada.
      Y lo de la pediatra de 11!!
      Un saludo guapa!

  6. lydia padresenpañales 5 de febrero de 2015 en 16:19 - Responder

    Alucino…entonces nadie os pago la factura esa!!? Que caraduras!!!! Yo no tengo seguro.privado y visto lo visto hay que releer muy bien todo, tienen letra pequeña para aburrir…

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 08:54 - Responder

      ¡Si, en cromos del coyote nos pagaron! jajajaja… ¡Qué va! aquí nadie se hizo cargo de nada, la única compensación fueron los 3 meses de seguro gratuito que eran unos 160€ más o menos, de toda la factura del hospital nada de nada…
      Besos

  7. María 5 de febrero de 2015 en 15:46 - Responder

    Hola, yo soy trabajadora de una compañía aseguradora, y te puedo decir que siempre hay que leer bien e informarse, desde luego mejor que lo hicisteis vosotros
    No podéis pretender las que estáis escribiendo en este foro, que a todos los asegurados se les haga la vista gorda, por que parece que es lo que pretendéis, si, te faltaba un mes por cumplir con el contrato, pero es que tienes que cumplirlo, por eso pone 365 días, y no 223.
    Muchos casos de gente des informada nos llegan al correo, y lo único que consiguen es hacernos perder el tiempo, como ya he dicho por no informarse.

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 09:00 - Responder

      Hola María, ¡para eso estás tu querida!, para demostrarnos al resto que hay gente perfecta perfectísima que nunca se equivoca y hace las cosas divinas de la muerte como tu, las que no somos perfectas nos ocurren este tipo de cosas.
      Segundo punto, esto NO ES UN FORO, ES UN BLOG, echa un vistazo para saber un poco más lo que es un blog.
      Y último punto, si trabajas en una compañía sabrás que cuando contratas la póliza, te dan la opción de pagarlo anual, o mensual, así que ellos sabían que yo iba a esta un año con ellos, por contrato, ¿qué hubiera pasado si en vez de mensual hubiéramos elegido el pago anual?, ese mes que me faltaba por cumplir ya hubiera estado cubierto, y las cosas hubieran sido diferentes.
      Sentimos mucho la gente que queremos informarnos hacerte perder tu valioso tiempo, deberían devolvértelo en lingotes de oro maja..

  8. Sandra 5 de febrero de 2015 en 14:59 - Responder

    Hola! A todas. Como entiendo esa sensacion de abandono… Os quiero contar mi caso por si os sirve de ayuda a la hora de escoger seguro. Lo que me paso es realmente inmoral y carente de toda etica. No me voy a extender mucho porque paso hace años y no me apetece removerlo demasiado. Aunque no me da ningun reparo en decir que mi compañia de seguros era SANITAS. Espero que si hay alguien dudando en hacerse un seguro NO escoja esta compañia.
    Pues bien, tuve un cancer de mama y en mitad de tratamiento Sanitas dejo de colaborar con algunos medicos porque pretende centrarse solo en sus hospitales y centros Sanitas. Se comprometio a hacerse cargo de todos los tratamientos de quimioterapia que estaban empezados como era mi caso. Tuve que parar el tratamiento dos meses por problemas de cicatrizacion y despues no querian hacerse cargo… Cuando contaba mi caso a los trabajadores de Sanitas ellos mismos se hacian cruces. Despues de lucharlo mucho conseguimos que acabaran el tratamiento, eso si cada año me subia la cuota. De 51 euros que empece pagando pase a 200!! (Yo sola). Se portaron realmente mal, se lavaban las manos y no tuvieron ningun tipo de etica. Me rio yo de sus anuncios!!
    Pasar un cancer es muy duro y estas cosas solo te lo ponen mas dificil aun. Me llegaron a decir que nunca recuperarian la inversion que habian hecho en mi y que no les salia a cuenta!!
    Esta claro que es un negocio. Eso no quita que te puedas encontrar personas, medicos y enfermeras que merezcan la pena que yo encontre y muchos pero los seguros privados estan para ganar dinero.
    Un saludo a todas!

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 09:02 - Responder

      ¡Madre mía que locura!, si es que no me extraña… Cuando digo no me extraña, es por que la compañía aseguradora tiene mucho que ver con este post… Ejem, ejem…
      Espero ya estés recuperada al 100% y dando guerra!,
      Saludos

      • Sandra 7 de febrero de 2015 en 14:54 - Responder

        Gracias Nuria! Si, ya estoy recuperada y con otra compañia de seguros.

  9. Covadonga 5 de febrero de 2015 en 13:32 - Responder

    Está claro que los seguros están muy bien hasta que los necesitas.
    Yo también pude comprobar de primera mano lo sinvergüenzas que son, aunque, gracias a dios, no con mi embarazo, sino con una lesión de rodilla.
    Me lesioné la rodilla unas Navidades, apenas podía andar, ni conducir. Voy al traumatólogo y me dice que es probable que sea el menisco y me manda una resonancia.
    Solicité a Sanitas autorización y cual es mi sorpresa cuando me envían un correo electrónico (sí, sí, un correo electrónico) en el que dicen que mi solicitud ha sido denegada, sin ningún tipo de explicación.
    Te obligan a llamar por teléfono para ver cual es el problema (que por cierto, es un 902) y después de tenerte un rato esperando (como si fuese una línea barata) me dicen que me falta un mes para terminar el periodo de carencia, ya que contraté la póliza en septiembre.
    Entiendo que las lesiones anteriores a la contratación de la póliza tengan un plazo de carencia ¿pero las que ocurrieron después? ¿pretenden que me encierre seis meses en casa para evitar lesionarme?
    A todo esto, yo venía rebotada de otro seguro privado, que la mayoría de seguros en este caso, te eliminan la carencia, todos menos Sanitas.
    Añado el hecho de que en la web ofrecen un correo al que se pueden enviar las reclamaciones, y cuando lo mandas, te envían una respuesta automática que te dice que lo mandes a través de Mi Sanitas, que, casualmente, no tiene un sitio de reclamaciones, qué sorpresa!
    Es vergonzoso como nos toman el pelo, te dejas un pastón y al final SIEMPRE encuentran la forma de jugártela…

    • Covadonga 5 de febrero de 2015 en 13:35 - Responder

      Por cierto, al final tenía el menisco roto, les tocó pagar resonancia y rehabilitación, y en cuanto se me arregló me fui a Caser!

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 09:04 - Responder

      Si si, esa otra, mandas correos, haces llamadas, y te ignoran soberanamente,una vez te tienen enganchada en sus filas, se la bufa todo, sacan la calculadora y se ponen a hacer números de si les vas a salir rentable o no…
      Muy bien que te cambiaras de seguro, por que esta compañía que has nombrado… Mucho tiene que ver con el post… 🙂

  10. Marta Chincha Rabincha 5 de febrero de 2015 en 13:08 - Responder

    Menudos cabr…yo flipo como se lavan las manos!!! Yo nunca he estado asegurada con un seguro privado y no puedo dar mi experiencia personal, pero amigas mías sí, y prácticamente todas han salido escaldadas por unas cosas u otras, muy pocas son las que están contentas, a la mayoría les ha sucedido cosas similares a las que cuentas, han salido tan hartas de reclamaciones y demás, que al final se han dado de baja. Por suerte siempre hay que gente maja como la pediatra que comentas, que es profesional y hace bien su trabajo. Un besazo guapetona!!!

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 09:05 - Responder

      Totalmente Marta!, te buscan la triquiñuelas y acabas escaldada como tus amigas hay muchísima gente.
      Yo me alegro de que me encontrara con la pediatra de Batusi, que fue una gran profesional, que es lo que tendría que premiar, y lamentablemente no todos tienen esa ética
      Un saludo guapa

  11. Helena 5 de febrero de 2015 en 13:06 - Responder

    CABRONES tal cual, se las saben todas, estuvisteis a punto, después de que la tia os dijera que si, os llama para deciros que, hemos estado revisando, a lo que se traduce como, os hemos buscado las cosquillas a toda costa para no pagar los 1000e
    Yo la verdad es que tengo seguro privado también, y de momento muy bien, pero se que cualquier día me la pueden jugar como os la jugaron a vosotros
    y tu paparracho todo un crack el tío jajajaja
    Besos guapa

  12. Cris 5 de febrero de 2015 en 12:56 - Responder

    Que cabrones son… a mi quisieron echarme de Asefa (yo no pongo estrellitas) en Octubre 2013 (embarazada de 5 meses) a vencimiento de la póliza (diciembre de ese mismo año). Nunca me dijeron el porque pero, nos dejaron caer que habíamos hecho un uso abusivo de la póliza (el año anterior habían operado del hombro a mi marido). Así me pilló: con embarazo de riesgo, 5 meses yendo exclusivamente a privado y sin ninguna mutua dispuesta a asegurarme en esas circunstancias. Les llamé de todo como podrás imaginar… me leí de cabo a rabo la póliza y había una cláusula que decía algo como «si el asegurado está en tratamiento médico no se puede cancelar el contrato unilateralmente». Así que llamé y me hicieron mandar tooooodos los informes de mi gine, cosa que no entiendo bien pues había pedido autorización para la eco de las 20 semanas hacia unos dias (eso significa que sabían sobradamente que estaba embarazada). Al final, aceptaron no echarme pero me subieron la prima AL DOBLE… al salir del hospital, después de parir, les llamé para darme de baja. Me dijeron que la póliza no cumplía hasta diciembre y yo, curtida ya, les amenacé con ir todos los días al médico (TODOS) de abril a diciembre. El mes siguiente ya no me giraron el recibo. Son unos cabrones.

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 09:11 - Responder

      Madre mía Cris.. Que fuerte.. Es que ellos sacan la calculadora y se ponen a ver quien sale rentable y quien no..
      Me alegro que al final lo solucionaras.
      Un saludo!

  13. Beatriz Mora 5 de febrero de 2015 en 12:56 - Responder

    Guauuuuuuu nena, vaya pasada de post, me has tenido en vilo desde el principio hasta el final, ya lo han dicho aquí arriba
    vaya putada lo que os pasó, son super liantes los seguros, aunque sabes, ellos salieron perdiendo, por que en vez de ganar a una, perdieron a dos
    Besos y sigue así, molas mucho

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 09:10 - Responder

      Así es Beatriz, perdieron a dos, por que además el seguro de Batusi era bastante más caro que el mío, así que ahora de vez en cuando me mandan cartas o me llaman para ver si quiero volver a formar parte de la compañía, yo les respondo ¡¡¡JAJAJAJAJAJAJAJA!!

  14. Raquel Navalón 5 de febrero de 2015 en 12:38 - Responder

    Madre mía tía… Que fuerte todo, si que es verdad que se podían haber hecho cargo, total ibas a estar un año con ellos, pero son muy listos y siempre tienen salida pa to.
    Una pena que hayais acabado asi, y que profesional la pediatra, como esa hay pocas la verdad, podía aver dicho que no se hacía cargo y au
    Besos guapa, y me encanta como escribes, consigues que nos enganchemos, al menos yo jajajaja

    • Núria 6 de febrero de 2015 en 09:08 - Responder

      Jajajaja… Me alegro que te haya enganchada la historia, la verdad es que fue de traca… Y eso que no me he extendido mucho, por que hubieron más movidas internas entre la compañía, nadie se aclaraba con nuestro caso, de locos.

Deja tu comentario

Ir a Arriba